MARGARITA BRENDER RUBIRA 1919-2000

Arquitecta rumana, radicada en España. Fue la primera mujer en colegiarse en Cataluña.

Margarita Brender Rubira nació en Rumania en 1919 y, aunque estudió arquitectura en su país natal, la Escuela de Barcelona reconoció su titulación en 1962, siendo con ello la primera mujer en colegiarse en Cataluña.

Desde que Matilde Ucelay se titulara en 1936, tan solo otras tres mujeres estudiaron arquitectura en Madrid antes de la Guerra Civil Española, Lali Úrcola, que no llegó a terminar la carrera, Cristina Gonzalo y Rita Fernández-Queimadelos, tituladas en 1940 y 1941 respectivamente. En las dos décadas siguientes, otras cinco mujeres estudiaron arquitectura: en 1945 se tituló Margarita Mendizábal, en 1957 María Eugenia Pérez Clemente y en 1958 Elena Arregui[1], las tres en Madrid. En los años sesenta, la Escuela de Barcelona expidió su primer título a Margarita Brender Rubira en 1962, siendo así la primera arquitecta reconocida por esta Escuela. No obstante, dos años después se tituló Mercedes Serra Barenys. El hecho de que Margarita Brender no cursase la titulación de arquitectura en Barcelona, sino que homologase sus estudios previos hace que, en ocasiones, se considere a Mercedes Serra como la primera arquitecta catalana.

Margarita Brender desarrollo su carrera profesional esencialmente la década de los años sesenta, coincidieron con el desarrollo económico y turístico de España. Y ejerció como arquitecta en solitario, algo poco habitual en la época. A lo largo de la década siguiente, el número de arquitectas españolas incrementó hasta unas cuarenta, contando ya con otra nueva escuela de arquitectura, la de Sevilla, que abrió sus puertas en 1958. Realmente, este número, aunque creciente, es muy bajo si tenemos en cuenta el de hombres. En 1974, la revista Triunfo publicaba un estudio sobre ‘El trabajo de la mujer en España’[2], donde se apuntaba que el porcentaje de mujeres en escuelas técnicas en el curso 1970-71 era de 1,2% frente al 43,3% de hombres, es decir solo el 2,8% de las estudiantes de ingeniería y arquitectura eran mujeres. Datos más concretos sobre la Escuela de Barcelona apuntan que entre 1964 y 1975 se titularon 73 mujeres y algo más de 1800 hombres[3].

La revista Cuadernos de Arquitectura publicó reportajes de algunas de las obras arquitectónicas de Margarita Brender, un reconocimiento sobresaliente, a la par que poco habitual, para la época. En el número 73, de 1969, su proyecto para un conjunto de apartamentos turísticos en la Costa Brava de Gerona fue seleccionado junto a otros proyectos de colegas, hoy en día reconocidos, como Oriol Bohigas, David Backay, Josep María Martorell o Jordi Bonet i Armengol, para formar parte del anuario de la revista. Y, un año después, el número 78 presentaba un nuevo complejo residencial turístico más ambicioso en el Prat de Llobregat en Barcelona, el cual incluía un grupo hotelero y un club deportivo. En ambos proyectos Brender propuso composiciones sencillas, basadas en volúmenes repetidos según una trama o retícula base determinada. Los dos conjuntos residenciales tuvieron en cuenta dar, desde la primera decisión de proyecto, un protagonismo destacado a las zonas verdes, la orientación y la topografía, creando espacios de diferentes escalas y a diferentes niveles que permitiesen al usuario disfrutar de la riqueza de la naturaleza circundante.

Recientemente, la Generalitat de Cataluya, junto al Institut Català de les Dones, inauguró la exposición ‘Dones de ciència’. Esta exhibición tuvo como objetivo principal dar a conocer la trayectoria profesional de doce mujeres que se abrieron camino en disciplinas científicas fundamentalmente masculinas en Cataluña[4]. Margarita Brender fue la mujer seleccionada como pionera en la disciplina de la arquitectura. En esta exposición se apuntaba la relevancia del carácter cosmopolita y el bagaje cultural y vital de Margarita, lo que le llevó a defender “un estilo de arquitectura vanguardista, según el cual el diseño de los espacios incide de manera cualitativa en una mejora de la vida de las personas que lo habitan”[5]. Asimismo, la exposición destacaba una entrevista del diario La Prensa, del día 6 de noviembre de 1962, en la que Margarita Brender apuntaba la influencia de la arquitectura mediterránea en sus proyectos y hablaba de la relevancia de aunar arquitectura y urbanismo para plantar arquitectura que pretendiesen ser “armónicas”.

Notas
[1] Yolanda Agudo Arroyo, Inés Sánchez de Madariaga, “Construyendo un lugar en la profesión: trayectorias de las arquitectas españolas”, Feminismo/s 17, June 2011, p.159.
[2] Triunfo 609, 01-06-1974, pp.32-37.
[3] Zaida Muxí, “Primera generación de arquitectas catalanas ETSAB 1964-1975”, en Jornadas Mujer y Arquitectura: Experiencia docente, investigadora y profesional, Coruña, Universidade da Coruña, 2013, pp.31-63.
[4] http://mujeresconciencia.com/2017/08/09/exposicion-dones-de-ciencia/
[5] Margarita Brender, “Dones de ciència”, Insitut Català de les Dones, Generalitat de Cataluya, verano 2017.
Más información:
Exposición Dones de Ciencia.
Síntesis Exposición Dones de Ciencia.
Margarita Brender, “Proyecto de conjunto residencial”, Cuadernos de Arquitectura 78, 1970, p. 48
Margarita Brender, “Proyecto de un conjunto de apartamentos. Costa Brava, Gerona”, Cuadernos de Arquitectura, 73, 1969, p. 40.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s